Sudafrica

viajes Sudafrica

ofrecido por
Buscando…

Buscador GRATUITO de vuelos baratos, ofertas viajes y hoteles

Sudafrica

Sudáfrica se encuentra en el extremo mas meridional del continente africano, y es su especial ubicación la causante de que allí se hayan encontrado algunos de los yacimientos paleontológicos más antiguos del mundo, donde parece ser que habitaron numerosos grupos de Australipithecus.

Este es uno de los motivos por la que muchos estudiosos realizan viajes Sudafrica , pero también por el que algunos turistas tienen interés por conocer este país. Especialmente interesantes son las cuevas de Sterkfontein y Kromdraai donde se han encontrado muchos de estos restos en los que incluso se incluyen algunos huesos de Homo habilis, Homo ergaster y el hombre moderno, el Homo sapiens.

Visitar Sudáfrica

Viajes SudafricaDe su historia más reciente se sabe que durante los siglos IV y V, se establecieron en sus tierras ganaderos y agricultores bantúes que vivieron en la parte sur del río Limpopo durante algunos siglos. Más adelante se desplazaron hasta la actual provincia de Kwazulu-Natal. Aquí se encuentra la fundición más antigua, la cual está fijada en el año 1.050 y es uno de los destinos turísticos más visitados por los turistas.

Ahora bien, estas historias de los primeros habitantes sedentarios del país no han podido ser recogidos en ningún tipo de lengua ya que no llegaron a desarrollar un auténtico lenguaje escrito que hay perdurado hasta nuestros días de manera que, los primeros registros escritos se deben a los portugueses que el siglos XV y tras mucho viajar a través del océano llegaron hasta sus costas.

El primero de esos portugueses, y también de los europeos, en llegar a la zona más al sur de África fue Bartolomé Díaz, quien lo llamó en un primer momento Cabo das Tormentas por el mal tiempo que hizo cuando llegó. Sin embargo, al regresar junto a su rey, éste le cambió el nombre por el de Cabo da Boa Esperanza y prometió abrir desde ese punto concreto una ruta marítima por la que pasar de camino a la India en busca de riquezas. De esa forma parecía que todos los grandes comerciantes habían de viajar Sudáfrica en sus trayectos de negocios.

Precisamente de estos navegantes y algunos náufragos resultantes, se obtuvieron muchos de los relatos y textos escritos que han servido hoy para conocer el estado del país en este momento de la historia, y así es como se sabe de algunos episodios concretos como las Guerras de Fronteras del Cabo.

En los viajes Sudáfrica es posible observar la amplia variedad cultural que se da aquí de manera que no hay una única cultura, sino una mezcla que ha enriquecido enormente muestras como la música, la gastronomía o el arte. Como muestra de ellos sólo es necesario saber que durante los primeros años del siglo XX, el 60% de la población era de raza negra, el 30% blanca y el 10% restante mestizos o surasiáticos.

Sin embargo la diferencia racial ha empeñado mucho de esa gran riqueza cultural de manera que hasta bien entrado el siglo lo más común ha sido que la minoría blanca europea se impusiera sobre la nativa aislándola y relegándola a la incultura y la pobreza.

Ahora bien, parecer que las nuevas generaciones están aunando fuerzas para la integración entre razas, algo que los turistas pueden ver en sus calles y sobre todo en los lugares de reunión de los jóvenes donde las diferencias quedan aparcadas.

Climatológicamente este es un país muy variable si se tiene en cuenta que dispone de una extensión muy amplia de más de 1.200.000 kilómetros cuadrados, con lo que hay desde un tiempo templado en el sur y en las zonas altas, hasta uno subtropical en el noroeste y otro semiárido en la parte occidental. Según en que zona se vaya a estar en el viaje Sudáfrica, habrá que elegir un tipo u otro de equipaje.

Lugares de interés en Sudáfrica

Johannesburgo: la capital del país se desarrolló hace 100 años a partir del oro de manera que incluso hoy se encuentra muy ligada a este metal, aunque hoy superan a este origen minero las atracciones monumentales que se pueden encontrar aquí.

En el aspecto más cultural destacan lugares como el Museo Adler de la Historia de la Medicina, donde además de curiosidades vinculadas con esta disciplina, se puede admirar un herbario y una verdadera choza de un hechicero. También se recomienda conocer el Museo de Arte Africano para poder entender mejor durante el viaje las raíces y la cultura de esta civilización.

Más concreto y moderno es el Museo de Arte Judío Harry and Friedel donde sobre todo se pretende demostrar la relación entre el ceremonial judío y su relación con este país a lo largo del siglo pasado.

Para los que buscan zonas más cosmopolitas típicas de una capital no hay que perderse el Hillbrow, donde están los más conocidos restaurantes y bares nocturnos que sin duda son la atracción favorita para los jóvenes.

Pretoria: está a menos de 50 kilómetros de Johannesburgo y su ambiente es mucho más relajado y tranquilo que le anterior, sin que ello haga que disponga de menos lugares de interés. Uno de los más emblemáticos es el Monumento Voortrekker y que es un símbolo del valor de los primeros trekkers o pioneros. La mayor parte de esos edificios y monumentos históricos se encuentran en la plaa Church Square como es el caso de la estatua de Paul Kruger o el Ayuntamiento. No hay que dejar de visitar lugares tan curiosos como el Templo Miriammen, de tipo hindú que fue construido en 1905 y que está dedicado a la diosa de las enfermedades contagiosas, precisamente para prevenirlas.

Pero posiblemente lo más destacado son sus numerosos parques y jardines que le han valido el sobre nombre de la Ciudad Jardín.

Durban: Esta es una ciudad para los que quieren disfrutar de deportas acuáticos como el surf, y también para las personas que buscan un ambiente subtropical combinados con los numerosos atractivos de que dispone como los Museos de Arte local e Historia Natural, el Acuario y el Delfinario o el Reloj Da Gama, con el que se conmemora el descubrimiento de Natal por parte de Vasco da Gama.

No hay que dejar pasar la ocasión y se tienen que conocer tanto sus áreas verdes como el Jardín Botánico o el Japonés, además de las playas de Banana o Margate, dos de las más famosas de Sudáfrica.

El drakensberg: se trata de unas montañas a las que también se les llama montañas dragón y que tienen algunas de las cimas más impresionantes del país, muy valoradas por alpinistas y escaladores. La de más fácil acceso es la Ventana de Dios, por lo que es la que normalmente visitan los turistas.

Además aquí se encuentran algunos interesantes parques nacionales como el Goleen Gate o el Royal Natal donde está la reserva de animales más importantes de este país.

Moverse en Sudáfrica

Sudáfrica cuenta con tres aeropuertos internacionales que reciben todo el tráfico aéreo y que son el de Johanesburgo, Durban y Ciudad del Cabo. Además de estos, existen otros muchos distribuidos por el país aunque son sobre todo para vuelos domésticos.

Además de estos vuelos interiores, otra forma de desplazarse es mediante el tren que cubre la casi totalidad del país.

Fiestas de Sudafrica

Además de las celebraciones civiles como el del Día de los Fundadores el 6 de Abril, o el de la República en el 10 de octubre, existen otras importantes celebraciones como las cristianas de confesión protestante.

Sin embargo los eventos más interesantes para los turistas son los festivales como el Nacional de Arte o el Nacional de Estudiantes de Teatro, dos momento muy importantes para la comunidad cultural del país.

Comida en Sudáfrica

La gastronomía sudafricana es sobre todo de estilo inglés debido a la colonización que sufrió la zona entre el siglo XIX y el XX, de manera que como ocurre en el país sajón los platos son más bien simples y poco gustosos.

Sin embargo se han conservado algunas recetas de corte más aborigen como los sosaties, las brochetas de carne, el bobotie o la carne con salsa al curry.

Recomendar

Viajes.net

Utiliza las estrellas para valorar este destino:

7 / 10

58 votos

5159 visitas

Compartir Facebook
Destinos relacionados