Bagdad

viajes Bagdad

ofrecido por

Buscador GRATUITO de hoteles baratos y viajes

Entrada
Salida
» Busca tu hotel en booking.com

Bagdad

Aunque viajar a Bagdad es hoy poco atractivo como consecuencia de la devastación de la guerra, esta ciudad iraquí, que es también su capital ha sido durante siglos un importante lugar de Oriente algo de lo que todavía conserva algunos aspectos a pesar de su situación actual.

Visitar Bagdad

Viajes Bagdad(baghdad)La capital de Irak es las ciudades más importantes del país, por lo que la mayor parte de los viajes que se hacían llegaban a la ciudad de Bagdad. A pesar de que la guerra ha disminuido hasta casi desaparecer los viajes Bagdad para los turistas, la lenta recuperación de Irak permite prever que pronto será posible viajar hasta aquí.

El origen de su nombre, iraní, deja ver la relación que existe entre estas tierras, aunque su etimología no está del todo cerrada y todavía se discuten varias hipótesis. La más aceptada es la que estable su nacimiento en el persa medio, estando compuesto por las palabras dios, bag y dad, que significa donado, es decir, que Bagdad vendría a significar literalmente donado por Dios o regalo de Dios. Otros en cambio indican que vendría a significar el Jardín donado.

Esta etimología ha perdido parte de su fuerza si se tiene en cuenta que en los viajes a Bagdad se puede ver de cerca la devastación que ha sufrido esta ciudad iraquí durante la guerra y que ha hecho que muchos de sus lugares de interés se encuentren o bien destruidos o bien en peligro.

Una de las grandes fuentes de información, los tells, pequeñas colinas que se están diseminadas por todo el país y que se construyeron durante siglos por los pueblos iraquíes para guardar algunas piezas de sus culturas, han sido destruidas en su mayor parte. Los expertos y arqueólogos, han comparado la pérdida de estos legados con la destrucción de la biblioteca de Alejandría, aunque lo cierto es que el tráfico y la pérdida de los principales valores arqueológicos de este país y de todo aquello que fue el área de Mesopotamia ha sido bastante común ya desde el siglo XIX, cuando el contrabando de obras de arte estaban a la orden del día.

De hecho muchas de las mejores piezas se encuentran en la actualidad en museos tan conocidos como el Museo Britáico o el Louvre, mientras que otras muchas se encuentran en colecciones privadas desconocidas.

Con la primera guerra del golfo, el despojo de tesoros aumentó, especialmente cuando los ejércitos de Estados Unidos entraron en la ciudad e iniciaron los saqueos sistemáticos de museos, palacios y centros de cultura. Durante los años siguientes las obras fueron apareciendo en los mercados negros de antigüedades de Estados Unidos y Europa, y hoy se sabe que alrededor de 200.000 objetos se perdieron definitivamente.

En los viajes Bagdad se puede disfrutar de las vistas de su emplazamiento ya que se encuentra en una llanura vasta que está surcada por el río Tigris, una tierra fértil gracias a este caudal de agua y que divide la ciudad en dos, la mitad este llamada Rusaza y la oeste en la Karkh.

Dispone de un clima caluroso y árido, de manera que es una de las ciudades más calurosas que existen en el mundo, algo que se te tiene que tener en cuenta al viajar Bagdad. En los meses de verano, se pueden llegar a alcanzar los 44 ºC, especialmente entre los meses de junio y agosto, durante los cuales la lluvia es poco menos que una rareza.

Aún así, las tormentas de arena son bastante comunes en el desierto, por lo que hay que tener mucho cuidado de no adentrarse en los terrenos desérticos y exponerse a este tipo de precipitaciones.

En el invierno, desde diciembre hasta febrero, las temperaturas bajan y se suavizan notablemente al situarse entre los 15 y 16 ºC pudiendo darse mínimas de 4 ºC. A pesar de eso es el mejor momento para un viaje Bagdad, ya que el clima es algo más agradable que en verano.

Las lluvias se dan en el período que va desde noviembre hasta marzo, siendo muy raras otro tipo de precipitaciones como las nevadas, siendo la última la del 11 de enero de 2008, la primera en 100 años.

Lugares de interés en Bagdad

Museos: Los museos de Bagdad han sido uno de los grandes afectados por la guerra. En sus salas del se podía realizar un recorrido muy interesante por la Historia del Próximo Oriente Asiático gracias a sus obras de arte pertenecientes a culturas como la sumeria, asiria y babilónica.

Durante la Guerra del Golfo del año 1991 los principales tesoros fueron embalados y se ocultados en depósitos del desierto iraquí, de manera que se mantuvieron a salvo de los bombardeos. Hoy el edificio está muy dañado, adquiriendo un aspecto espectral que deja al descubierto la virulencia de la guerra, y a pesar de haber sido escondidas muchas de sus obras, no se han podido evitar los saqueos que han hecho que tanto este como otros muchos museos iraquíes hayan padecido la misma suerte, con la pérdida de sus obras.

Durante la guerra del 2001 se recrudeció aún más esa devastación de obras de arte, de manera que mientras algunas se perdieron, otras muchas han pasado a formar parte de colecciones privadas ilegales o de las listas del mercado negro de antigüedades.

Monumentos: Como en el caso de los museos, los monumentos también se han visto muy seriamente dañados por los bombardeos y la entrada de los ejércitos norteamericanos en Bagdad. Tanto el el Museo de Tikrit y el Museo de Mosul donde se encuentran los tesoros de la familia real en el Palacio Al Zohur de la capital de Iraq, han sido prácticamente destruidos.

Algunas de las grandes obras de la humanidad se han perdido o se encuentran en vías de desaparición por esta causa de de manera que se ha proclamado la alerta sobre lugares como la ciudadela de Irbil o los palacios asirios de Nínive y Nemrod, más cerca de Mosul que de Bagdad.

Moverse en Bagdad

Uno de los pocos aeropuertos operativos del país que encotrará en su viaje es el de Bagdad, que reabrió al tráfico aéreo en el año 2005 tras un contrato que se firmó con la agencia de seguridad británica por la que los vuelos comerciales se le destinaban a este gobierno.

A partir de ese momento volvieron a darse los vuelos comerciales entre Bagdad y algunas de las más importantes ciudades de Europa aunque la mayor parte de dichos viajes todavía no se han abierto totalmente a turistas puesto que aun hay muchas reticencias a la hora de viajar hasta aquí.

Fiestas de Bagdad

Las celebraciones de Bagdad estaban muy unidas al régimen del dictador Sadam Husein, aunque tras la guerra y su ejecución, la mayor parte de esas celebraciones se han perdido. Sí se mantienen en cambio las celebraciones mas vinculadas con las confesiones religiosas como es el caso de la Ashura, una fiesta muy típica en los Chiís y con la que se conmemora el martirio de Iman Husein, que fue nieto de Mahoma.

Comida en Bagdad

Como en el resto de Irak, la comida se parece mucho al resto del Medio Oriente siendo algunos de los platos más comunes los de doner Kebap y la ensalada conocida como tabbouli, aunque se dispone de pocos medios efectivos para disfrutar de la gastronomía típica sobre todo porque en la actualidad la capital vive un periodo de turbulencia política que dificulta seriamente negocios como los restaurantes.

Recomendar

Viajes.net Bagdad

Utiliza las estrellas para valorar este destino:

5.5 / 10

86 votos

4332 visitas

Compartir Facebook
Destinos relacionados