Copenhague

viajes Copenhague

Buscando…

Buscador GRATUITO de hoteles baratos y viajes

Entrada
Salida
» Busca tu hotel en booking.com

Copenhague

De Copenhague lo más popular es la escultura de la sirenita. Su sello de identidad sólo es una pequeña parte de la magia de la capital de Dinamarca. No es de extrañar que muchos se refieran a ella como la joya danesa, gracias a su interesante historia y la belleza de sus calles llenas de encanto.

Visitar Copenhague

Viajes CopenhagueLa historia de esta ciudad es una de las más importantes de toda Dinamarca, a pesar de que no siempre fue la capital de este país. Desde que en 1167 se construyera el "Castillo de Havn", Copenhague se ha convertido en uno de los lugares con más historia, aunque sus orígenes se sitúan en el siglo anterior, cuando fue llamada Havn, cuya traducción era puerto. Más adelante, el nombre se complicaría hasta llegar a llamarse Købmandshavn o La Bahía de los Mercaderes. Con el tiempo, se iría reduciendo hasta llegar a su nombre actual.

Esta ciudad está edificada en la mayor isla de Dinamarca, Seelandia, que está próxima a la capital finlandesa de Helsinki. De hecho, sólo existen entre ellas un estrecho de cuatro kilómetros de ancho.

En los viajes Copenhague, hay muchos barrios para conocer, y casi todos ellos tienen zonas que ver, No obstante siempre hay algunas más interesantes como otras:

  • La City: es la en realidad la zona centro de la ciudad, aunque normalmente es conocida por la mayoría de los danés como la City. Es el más turístico de todos sus barrios, ya que concentra los atractivos más conocidos y populares como el Parlamento, el Tívoli, la calle peatonal o Strøget y la mundialmente famosa Sirenita.
  • Nørrebro: si la anterior es la más transitada de las zonas de la capital danesa, este es el más pintoresco, en parte gracias a que se ha convertido en el área multicultural de Copenhague. Aquí se encuentran los mejores locales de compras, mercadillos y mercados de género, por lo que se recomienda recorrerlo y pasar un día de compras diferente.
  • Vesterbro: constituye el lado oeste de la ciudad y aunque es la zona comercial por excelencia, hay otras muchas cosas que ver y disfrutar como el Teatro Nuevo, el Museo de la ciudad y el pintoresco edificio del planetario Tycho Brahe.
  • Østerbro: está considerado tradicionalmente el barrio de clase alta de la ciudad. Desde este barrio comienzan los lagos que rodean Copenhague, siendo también un importante punto turístico el parque del Fælled Parken, que incluye praderas, un lago e instalaciones deportivas.
  • Frederiksberg: aunque normalmente se considera un barrio, es en realidad una pequeña ciudad dentro del área urbana. Lo cierto es que incluso tienen un ayuntamiento propio, con lo que se gestión se deslinda de la de Copenhague.

Además de estas áreas de la ciudad, en la misma isla, hay otros lugares interesantes para los turistas durante los viajes Copenhague:

  • Zona norte: aquí se encuentran bellos castillos, museos importantes, casas de daneses célebres y agradables playas. Está muy bien conectada con la capital, por lo que visitarla es muy recomendable y fácil.
  • Zona sur: aunque es menos importante e interesante que la zona norte, merece la pena acercarse a la playa de Brøndby Strand, una de las preferidas de la ciudad y que se encuentra rodeada por un parque.

En Copenhague el clima es bastante variable a lo largo del año, como ocurre con la mayoría de los países del norte. Aunque la primavera es en general muy suave, aunque de un día a otro puede haber variaciones muy importantes, por lo que conviene ir siempre preparado. El invierno en cambio es poco agradable, porque son muy frecuentes las lluvias y las heladas.

El mejor de los momentos para realizar viajes a Copenhague es el verano, que aunque no se dan temperaturas excesivamente altas, si que son más cálidas, ya que el otoño es lluvioso, ventoso y bastante frío.

Cultura en Copenhague

Museos: El Museo Nacional de Copenhague es el que más visitas recibe, ya que en él se puede hacer un recorrido por todas las épocas y características de la cultura danesa general y de la ciudad en particular, con exposiciones sobre los antiguos vikingos o las formas de vida en la primera etapa industrial del país, incluyendo desde restos arqueológicos regionales, hasta objetos llegados del Antiguo Egipto.

Además de este, la ciudad cuenta con otros 34 museos que visitar en los viajes Copenhague, como el Museo de Arte Moderno, el Ny Calsberg Glypotek, en cuyas colecciones se puede disfrutar de obras arte procedentes de diversas culturas.

Monumentos: Sin duda alguna el más popular de la ciudad es el de la Sirenita, dedicada al famoso cuento de Hans Christian Andersen. Pero existen otros muchos monumentos de interesantes como el Palacio de Amalienborg, donde reside la familia real danesa, de estilo rococó.

Espectáculos: los Jardines del Tívoli, muy cerca del ayuntamiento, son en sí el más grande de los espectáculos de Copenhague, en el que se reunen las zonas verdes, los juegos y las atracciones.

Moverse por Copenhague

Los viajes Copenhague dispone de dos aeropuertos, el más grande con frecuentes vuelos internacionales, el aeropuerto de Copenhague-Kastrup, y el de Copenhague-Roskilde más pequeño y por lo tanto usado sobre todo para vuelos nacionales y de corta distancia.

Aunque Copenhague se puede recorrer fácilmente a pie, la ciudad dispone de un eficiente servicio de transporte público que hace muy sencillo desplazarse de un lugar a otro. Su principal ventaja es contar con un sistema integrado de metro, autobuses y trenes, por el que con un único ticket es posible realizar todos los viajes y transportes necesarios.

El taxi también es un medio muy utilizado aunque algo menos en el caso de los turistas porque no resulta excesivamente económico.

Fiestas de Copenhague

En Copenhague se celebran algunos de los festivales más importantes de Dinamarca como el Festival Nocturno de Cine, que dura nueve días entre finales de febrero y principios de marzo, en los que se llegan a proyectar hasta 140 películas.

Otros festivales importante es el de Jazz, celebrado en el mes de julio, y el de la Época Dorada, una auténtica celebración de la cultura en la que se dan exposiciones de arte, representaciones teatrales y lecturas a poemas.

A finales de mayo se celebra el carnaval de Copenhague, en el que durante tres días, las ciudades adquieren mucho color y se llena de desfiles y bailes en las calles.

La Noche del Solsticio de Verano se celebra a finales de junio, con las tradicionales fogatas en la playa. Es una de las celebraciones más importantes y turísticas de casi todas las ciudades del norte.

Comida en Copenhague

La comida de Copenhague está muy influida por la tradición marítima, siendo los mariscos y sobre todo el langostino uno de los platos más populares combinadas con una rebanada de pan con mantequilla.

Los lácteos son otro de los productos típicos de la ciudad, junto con la cerveza, la bebida nacional.

En cuanto a los dulces, los más conocidos son los que suelen tomarse en las navidades, como los buñuelos con azúcar y mermelada y que se acompañan por el glögg, un tipo de vino caliente especiado que se sirve en los cafés.

Recomendar

Viajes.net Copenhague

Utiliza las estrellas para valorar este destino:

5.5 / 10

81 votos

6226 visitas

Compartir Facebook
Destinos relacionados