Catedral

Viajes Bruselas

ofrecido por

Buscador GRATUITO de hoteles baratos y viajes

Entrada
Salida
» Busca tu hotel en booking.com

Catedral de Bruselas

Santa Gúdula es la patrona de Bruselas y sus restos duermen en este idílico lugar desde el siglo XI, rodeada de las impresionantes estatuas de los apóstoles y las hermosas vidrieras renacentistas, la mayoría del siglo XVI.

Monumentos Bruselas La Catedral de Bruselas reparte su nombre entre dos santos, San Miguel y Santa Gúdula y hasta 1961 era una colegiata, pero ese año se le reconoció su importancia y se le otorgó el título de Catedral. Fue construida entre los siglos XIII y XV, en estilo gótico y piedra gris. Destaca por sus dos inmensas torres, cuya construcción, hasta llegar a su aspecto actual, llevó tres siglos, y por sus vidrieras. Además, en 1991 comenzaron obras de restauración que descubrieron restos de una cripta románica en la antigua colegiata, que también se puede visitar.

Exterior

La Catedral está construida con sillares de piedra caliza de las canteras próximas y su fachada cuenta con tres pórticos coronados de un glabete y dos torres a modo de gótico francés, probablemente de Jan van Ruysbroeck, siglo XV. La fachada carece de rosetón y tiene una gran vidriera brabanzona. Cuatro robustos contrafuertes encierran y separan los tres pórticos que, por encima de los cuatro metros, van formando dos altas torretas laterales cuya máxima altura llega a los 65 metros.

La fachada tiene tres niveles, el inferior presenta los pórticos con su glavete y los dos laterales en la base de las torres. El nivel de en medio presenta la vidriera flanqueada de dos altos vanos, estrechos y esbeltos situados en cada eje de una de las torres. En la cumbre de la fachada, el tercer nivel presenta un enorme frontón triangular encaramado por una galería atravesada de finas columnitas y coronada de varios pináculos flamígeros, de los cuales, uno sobre el frontón presenta más de cincuenta y cinco metros de altura. Por la otra parte del frontón, están los terceros y penúltimos niveles de las torres, que sobrellevan dos vanos esbeltos con tornavoces.

Interior

La Catedral de Bruselas tiene tres naves, la nave central más ancha que las colaterales, esta decorada con las estatuas de los apóstoles adosados a las columnas, obras de estilo barroco del siglo XVII. Fueron realizadas por los escultores Jérôme Duquesnoy hijo, Lucas Faid'herbe y Tobie de Lelis para sustituir a las antiguas figuras destruidas por los iconoclastas del siglo XVI. En el lado derecho, se alza el Púlpito, esculpido por Henri-François Verbruggen en 1699 en estilo barroco, representando la caída de Adán y Eva y la Redención simbolizada por la Virgen y el Niño traspasando la cabeza de la serpiente con una lanza.

El Transepto, en la cara norte, dispone del Vitral de Jean Haeck realizado en 1537 según los diseños de Bernard Van Orley, pintor del siglo XVI. Representa a Carlos V y a su esposa Isabel de Portugal en adoración ante el Santo Sacramento y acompañado por Carlomagno y Santa Isabel de Hungría. En la cara sur, se encuentra el vitral de Jean Haeck (diseñado por B. Van Orley) realizado en 1538, y representa a Luis II de Hungria y a su esposa Maria, hermana de Carlos V, arrodillados ante una Trinidad vertical, con San Luis y una Virgen con el Niño

El Coro tiene tres filas rectangulares y un ábside de cinco segmentos. Su elevación tiene tres niveles: grandes arcadas que comunican con deambulatorio, triforio y altas ventanas. El deambulatorio tiene una capilla axial hexagonal barroca de la Magdalena. La unión de dos vastas capillas laterales de este coro (capilla del Sagrado Sacramento y de Nuestra Señora de la Liberación) hizo que se hiciera más larga que la nave e incluso el Transepto, aunque este último se prolongó a fines del siglo XIV añadiendo un nártex en la extremidad del travesaño sur.

En el lado izquierdo del Coro se encuentra la Capilla del Santo Sacramento del Milagro, del siglo XVI, construida en estilo gótico flamígero, donde se exhibe el Tesoro de la Catedral. Contiene obras maestras de arte religioso, como una cruz-relicario anglosajón que data aproximadamente del año 1000, una bella tescultura de la Virgen y el Niño del escultor teutón Conrad Meit, de la época de Margarita de Austria, o La leyenda de santa Gúdula, de Michel Coxcie.

En el lado derecho del Coro se encuentra la Capilla de Nuestra Señora de la Liberación construida en estilo gótico tardío y altar barroco construido por Jan Voorspoel en 1666. También se puede ver la estatua de Nuestra Señora de la Liberación, de 1592. Detrás del Coro se encuentra la Capilla barroca de Magdalena, o Capilla Maes. Destaca el retablo de la Pasión, en alabastro, obra realizada por Jean Mone en 1538.

Los cinco vitrales que adornan la nave lateral de la Catedral evocan las diversas fases del Milagro Eucarístico, realizados desde el año 1435 hasta 1870. Los reyes de Bélgica, Leopoldo I y Leopoldo II, ofrecieron los dos primeros vitrales de la parte baja. Los otros fueron regalados por las familias nobles de Bruselas.

Recomendar

Viajes.net

Utiliza las estrellas para valorar este destino:

8 / 10

3 votos

2828 visitas

Compartir Facebook
Destinos relacionados