Arquitectura Dublin

Viajes Dublin

ofrecido por

Buscador GRATUITO de hoteles baratos y viajes

Entrada
Salida
» Busca tu hotel en booking.com

Arquitectura de Dublin

Dublin es conocida por su arquitectura georgiana de la que se conservan numerosos ejemplos como el Parlamento Irlandés, el Trinity College o la fábrica de Guiness, entre los más destacados.

Arquitectura Dublin La especulación urbanística de los años 60 y 70 acabó con buena parte de la arquitectura Dublin e incluso se perdieron varios yacimientos arqueológicos. A pesar de ello, Dublín conserva aún buenos ejemplos de arquitectura medieval, victoriana y georgiana que se puede conocer dando un paseo por el centro. La ciudad cuenta además con notables muestras de arquitectura contemporánea como su Spire o el puente Seán O'Casey.

A pesar de la influencia significativa de británicos y europeos y las distintas modas y tendencias arquitectónicas, Dublin y toda Irlanda han sabido adaptarse para crear un estilo propio.

Arquitectura palladiana

Fue a principios del siglo XVIII que la arquitectura palladiana llegó a Irlanda de mano del arquitecto irlandés Edward Lovett Pearce. Desde mediados de la década de 1720 en adelante casi todos los edificios considerables, en Irlanda, se construían en el estilo armónico y sencillo de Palladio. Pearce construyó, entre otros, las casas del Parlamento irlandés. Numerosas casas de campo y mansiones se construyeron por todo el país, aunque diferían del resto de las europeas por el estilo rococó recargado de sus interiores.

Otro de los arquitectos más influyentes en el país, el inglés, James Gandonln, llegó a Irlanda en 1781 para construir algunos de los edificios más notables de la capital irlandesa como la Aduana, las Cuatro Cortes, el King's Inns y la extensión oriental de la sede del Parlamento irlandés en College Green.

Por este tiempo, el estilo de Palladio había evolucionado más allá, y las estrictas reglas de la relación matemática y el eje dictada por Palladio habían sido casi abandonadas, esta evolución posterior se conoce generalmente como la arquitectura georgiana. Es en este estilo que gran parte de Dublín fue reconstruido, haciendo que la ciudad sea conocida como Dublín georgiano.

Dublin georgiano

Francis Johnston fue el tercer gran arquitecto irlandés de este período. Johnston fue arquitecto de la Junta de Obras de la ciudad por un tiempo y, por tanto responsable de gran parte de la planificación del Dublín georgiano. Además, dejó una serie de edificios diseñados por él mismo, incluyendo la iglesia de San Jorge, Hardwicke Place y Viceregal Lodge en el Parque Phoenix. Este último sirve ahora como residencia oficial del Presidente de Irlanda y se cree que pudo ser un modelo de referencia para el diseño de la Casa Blanca de Washington.

Henrietta Street contiene algunas de las casas más antiguas y grandes de este tipo de arquitectura de Dublin. Además de estos edificios, hubo una planificación a gran escala, cuya característica definitoria era crear terrazas y plazas con elegantes casas unifamiliares. En el transcurso del siglo XIX, muchas de estas viviendas fueron remodeladas y en pleno siglo XX otras tantas fueron demolidas como parte de varios programas de eliminación de arrabales.

Al final del reinado del rey Jorge III, se completó uno de los edificios georgianos más famosos de Irlanda, la Oficina General de Correos( GPO), situado en O'Connell Street y y diseñado por Richard Johnston. Destacan sus seis grandes columnas que sostienen un gran pórtico hexástilo dórico.

Arquitectura contemporanea

El siglo XX llevó a Irlanda el interés por las nuevas tendencias internacionales, estilos constructivos a menudo radicales que se hicieron un hueco sobre todo después de la independencia del país en la primera mitad del siglo. Fue en 1953 cuando se construyó el edificio más novedoso de la arquitectura Dublin, el Bus Éireann, edificio de la terminal de autobuses de Dublín, más conocido como Busáras. Fue construido a pesar de la enorme oposición pública, los costes excesivos (más de 1 millón de libras) e incluso la oposición de la Iglesia Católica. Michael Scott, su diseñador, es ahora considerado uno de los arquitectos más importantes del siglo XX en España.

En 1987, el gobierno empezó a planificar lo que hoy se conoce como el International Financial Services Centre (IFSC), uno de los edificios del siglo XX más famosos del país. El complejo alberga hoy más de 14.000 empleados de oficina. Otra de las estructuras más emblemáticas de la arquitectura moderna dublinesa es su Spire. Terminada en enero de 2003, fue nominada en 2004 para el prestigioso Premio Stirling. Destacable es también el puente de Sean O´Case, inaugurado en julio de 2005 como parte de un plan de rejuvenecimiento de los muelles de Dublín. El puente se prolonga aproximadamente cien metros y tiene dos brazos equilibrados en voladizo que se abren para permitir pasar a los barcos.

Recomendar

Viajes.net Dublín

Utiliza las estrellas para valorar este destino:

10 / 10

1 votos

4282 visitas

Compartir Facebook
Destinos relacionados