Nueva Zelanda

viajes Nueva Zelanda

ofrecido por
Buscando…

Buscador GRATUITO de vuelos baratos, ofertas viajes y hoteles

Nueva Zelanda

Sin duda lo más sorprendente de los viajes a Nueva Zelanda es la belleza poco común de una tierra llena de montañas, glaciares, ríos de rápidas corrientes, lagos profundos de aguas cristalinas y géiseres que hierven. Como no podría ser menos, al viajar aquí los turistas lo que buscan es sobre todo disfrutar de esta variedad a través de sus reservas forestales y sus increíbles costas, lugares en los que se podrá ver en ocasiones algunas de las más increíbles especies animales de Nueva Zelanda

Visitar Nueva Zelanda

Viajes NuevazelandaEste país está formado por dos grandes islas y un archipiélago compuesto por varias islas de manera que en los viajes Nueva Zelanda se puede disfrutar de uno de los paisajes más curiosos del mundo en el que se pueden ver pequeñas islas que prácticamente rozan sus costas entre sí.

No obstante son sus grandes masas de aguas entre lagos y ríos los que dan un aspecto envidiable a esta nación que es una de las más demandadas para los que buscan destinos como habituales y con más atractivos que los meramente urbanos y playeros. Aunque aquí también se dan miles de kilómetros de costa, el turismo en este sentido es bastante peculiar.

Algo menos corrientes son los turistas que realizan viajes Nueva Zelanda para conocer su fauna y flora y sin embargo es una de las grandes maravillas de un país que cuenta con una biológica extensa y endémica que supone un porcentaje importante de especies del mundo. Además la concienciación del gobierno neozelandés ha permitido que muchas de estas especies no se hayan extinguid a través de las reservas y los parques nacionales.

A lo largo de su historia este ha sido uno de los últimos lugares del mundo en ser poblados, de manera que se cree que los maoríes, cultura más antigua en sus islas, llegaron hacia los años 500 y 1300 a. C y fueron durante varios siglos los únicos habitantes hasta que en el siglo XVI, durante las frecuentes expediciones de los europeos por los océanos del planeta, los españoles llegaron hasta estas costas.

No obstante, el más conocido de los viajeros fue el neerlandés Abel Janszoon Tasman el cual navegó a lo largo de todas las islas abriendo la vía para una colonización que terminó en la emigración de mucho neerlandeses hasta este territorio. Como resultado muchos de los actuales habitantes de este país, tienen sus orígenes en el pueblo del explorador.

A nivel internacional, Nueva Zelanda tiene el honor de ser el primer país en conceder el sufragio femenino sin ningún tipo de restricción en el año 1893 y también el primero en permitir que se pudieran presentar a las elecciones en el año 1919.

Su nombre deriva precisamente de la dominación holandesa que aplicaron el nombre de Nueva Zelanda en honor a la provincia holandesa de Zelanda.

En el viaje a Nueva Zelanda los turistas con ganas de aventura van a encontrar un auténtico paraíso gracias a la gran cantidad de actividades al aire libre que se pueden practicar aquí como las excursiones, los descensos de rápidos, el esquí y el puenting. La naturaleza es la mayor y más interesante oferta que se da en este increíble país de manera que también es posible nadar con delfines, observar las ballenas que pasan frente a sus costas e incluso practicar la pescada de la trucha cebada o simplemente ver como este curioso pez lucha contra la corriente.

Bajo tierra lo más interesante visitar las innumerables cuevas que se encuentran debajo de las islas, pudiéndose practicar el hidrosliding y descender los rápidos de las cavernas. Sin embargo y por encima de estas excéntricas actividades la más importante y buscada por la mayoría de los viajeros es el tramping nombre con el que se conoce al senderismo y que dispone aquí con miles de kilómetros de caminos y una red muy acondicionada y extensa de albergues para los caminantes que hace que viajar Nueva Zelanda sea una auténtica experiencia.

En cuanto al clima, este es sobre todo templado con temperaturas ni demasiado altas ni demasiado bajas que se sitúan en torno a los 8°C en la Isla Sur y los 16°C en la Isla Norte. Hay que tener en cuenta que debido a su situación en el planeta, las estaciones son diferentes a las comúnmente establecidas en el resto de Europa de manera que mientras que enero y febrero son los meses más cálidos, julio en cambio es más frío.

Lugares de interés en Nueva Zelanda

Whangaparaoa: está constituida por una sucesión de atractivas bahías en las que las playas por lo general se encuentran bastante abandonadas con maderas flotando, aunque ofrecen un espectáculo diferente de las costas que puede interesar a los turistas. Lo más interesante aquí es la iglesia anglicana, que se está construida sobre un promontorio rodeado de pinos Norfolk.

Isla Great Barrier: se encuentra en el golfo de Hauraki y se caracteriza y conoce sobretodo por sus playas de arenas blancas. Aquí están algunas de las calas más bellas de Nueva Zelanda por lo que es común que muchos turistas se acerquen hasta este entorno para disfrutar de unas inmejorables vistas. También es muy interesante la reserva con numerosos senderos a través de los cuales se distribuyen los bosques de kauris y los manantiales de agua caliente que son algunos de los elementos turísticos más importantes de esta reserva neozelandesa.

Harihari: esta pequeña ciudad de la costa oeste de la isla del Sur, es famosa mundialmente cuando Guy Menzies en el año 1931 realizó el primero vuelo completo cruzando el mar de Tasmania desde Australia. Todavía se recuerda esta proeza entre los habitantes, aunque en la actualidad para los turistas es mucho más interesante sus kilómetros de costa que invitan a pasear por ella y las reservas de animales donde observar a las aves y pescar truchas y salmones.

Parque Nacional del Monte Cook: es para muchos una de las mejores experiencias que se pueden vivir al viajar a Nueva Zelanda aunque no se puede realizar esta ruta si no se dan las condiciones metereológicas adecuadas y si no se va en grupos más o menos amplios y bien organizados acompañados por guías profesionales. Durante el trayecto se pueden encontrar algunas de las maravillas que esconde el parque como los glaciares, las piscinas termales o los campos nevados con bosques tropicales. Es no obstante, un paso difícil que transcurre a más de 2.000 metros de altitud por lo que no se puede hacer un paseo ligero y solo se recomienda para profesionales y aficionados de alto nivel.

Isla Stewart: se trata de la tercera isla más grande y se conoce sobre todo por ser una de las más ricas en cuanto a variedad y riqueza de aves, por lo que es muy corriente encontrarse aquí con expertos y aficionados en ornitología que pueden admirar especies como los tuis, los korimakos y los kakas. Ademá de estos también hay comunidades de kivis, una especie muy poco frecuente en el resto del país pero que aquí se ven con bastante facilidad especialmente en las playas. En esta isla no hay una auténtica infraestructura hotelera pero como compensación es bastante común que por un módico precio sea posible alojarse en las casas de los lugareños.

Moverse en Nueva Zelanda

Aunque este es un país formado por islas, el desplazarse de una a otra se hace con mucha facilidad gracias a la red de aeropuertos que permiten tomar vuelos bastante económicos de un lugar a otro que al mismo tiempo permite ver desde lo alto durante el viaje las montañas y volcanes que componen su geografía.

Para moverse por tierra lo habitual es hacerlo usando los autobuses ya que apenas dispone de vías ferroviarias al contrario de los que ocurre con los autobuses que suelen cubrir la mayor parte del territorio, llegando a muchas poblaciones.

Fiestas de Nueva Zelanda

Las fiestas en Nueva Zelanda se rigen por el calendario cristiano por lo que en los viajes durante los meses de navidades los turistas se encuentran prácticamente con el mismo tipo de celebraciones y festividades que varían en cuanto a algunas costumbres pero que en sentido estricto constituyen el mismo tipo de ritos.

Sin embargo hay otras celebraciones muy típicas de este país como en el caso del Festival Internacional de las Artes que tiene lugar en febrero en la capital o el Día de Nueva Zelanda que también se celebra en ese mismo mes y que es la celebración nacional más importante. Estas son las mejores fechas para viajar Nueva Zelanda contratando las ofertas vuelos.

Comida en Nueva Zelanda

La gastronomía de Nueva Zelanda no es demasiado antigua ya que es bastante reciente la búsqueda e invención de platos propios experimentando con los excelentes productos que le dan sus tierras y sobre todo sus aguas de las que se extraen alimentos tan valorados por los turistas como el salmón, la langosta y las ostras, y que no deben perderse al viajar hasta aquí.

Recomendar

Viajes.net

Utiliza las estrellas para valorar este destino:

6 / 10

79 votos

4877 visitas

Compartir Facebook
Destinos relacionados